Un alojamiento con mucha historia

¿Alguna vez te has hospedado en un molino harinero de época árabe?

Te contamos cómo un molino árabe se ha convertido en un alojamiento con mucha historia.

La historia que envuelve a este alojamiento hace que cuando un huésped reserva en los Molinos de Padul se crea un vínculo especial entre esa persona y el molino.

De los Molinos atrae especialmente sus entornos, jardines, la decoración interior de las viviendas, sus vigas de madera, suelos de barro, los animales del complejo y por supuesto, la historia que ha hecho que un alojamiento familiar se haya convertido en hospedaje para huéspedes de todo el mundo.

El municipio de Padul destacó por albergar varios molinos harineros de época árabe. La importancia de estos molinos y su cercana localización dio nombre al lugar donde se ubican, el “Camino de los Molinos”.

Los tres molinos de la zona fueron conocidos como Molino Seña Anica, Molino Feliche y Molino Mísqueres.

¿Os suenan estos nombres? ¡Así es! Esta es la denominación de cada una de las viviendas del complejo rural de los Molinos.

Nuestra historia

La historia de nuestra familia y los molinos se remonta al año 1954 cuando Paco y Encarna, deciden comprar un molino harinero de época árabe, el Molino Mísqueres.

Además de ser su vivienda familiar, Paco y Encarna convirtieron este entorno en un merendero y zona de ocio. Crearon así la popular piscina de los Molinos.

historia alojamientos rurales Al Agia
Los Molinos en el S. XX

Su bello entorno, jardines, ríos y manantiales, acompañado de un pequeño bar y una piscina, hicieron que este lugar se convirtiera en el lugar favorito de descanso de muchas familias paduleñas, incluso procedentes de otros rincones de la provincia de Granada.

No había día de verano en el que los Molinos no se llenara de familias, parejas y amigos para disfrutar de un refrescante baño, así como del entorno y el ambiente que se creaba en él.

Años después, con la muerte de Paco, este espacio fue perdiendo su afluencia. Aunque, Encarna, su esposa, continuó recibiendo a visitantes y amigos. Después de un día de trabajo en el campo, los Molinos era el mejor lugar para disfrutar de un espacio fresco y agradable.  Además, Encarna siempre les recibía con alegría, un vaso de agua fresca o una copa de vino.

Años más tarde su hijo Paco retomó el espíritu emprendedor de la familia. Es así como en el año 2002, Paco y su esposa Teresa, le aportan un nuevo enfoque al legado de sus padres.

A través de una rehabilitación crearon el Alojamiento Rural Los Molinos de Padul.

El esfuerzo y el constante trabajo de Paco, hizo que este molino aún esté en funcionamiento y creó el Museo Etnológico de Los Molinos de Padul. Es así como Paco ha creado una exposición con las herramientas, utensilios y aperos de labranza más utilizados por nuestros antepasados, un espacio con mucha historia.

Molino árabe para turismo rural en Granada
Museo Etnológico

La entrada al museo etnológico es gratuita para todos los huéspedes del alojamiento. Sin duda, una visita que te transportará a los inicios de nuestra historia y un espacio para recordar y apreciar el duro trabajo que se realizaba durante las labores del campo.

Tras muchos años de trabajo, en 2019, Paco y Teresa crearon un nuevo concepto de alojamientos rurales. Así nació el complejo de alojamientos rurales Los Miradores y sus dos casas-paisaje.

Un alojamiento diferente a los Molinos, donde sus viviendas destacan por sus impresionantes vistas panorámicas. Pero que conservan la esencia de lo rural y el mimo por los detalles decorativos de cada rincón.

Este complejo de alojamientos recibe el nombre de Al Agia, por ser el nombre del pago (zona) de estos dos entornos.

Alquiler Alojamientos rurales en Granada
Vistas panorámicas desde los Miradores de Al Agia

Los Molinos de Paco son conocidos por todos los habitantes de Padul por ser un lugar que recuerdan con especial cariño y donde pasaron muchos momentos de su infancia. Su pequeño museo hace perdurar la historia y la cultura agrícola y ganadera de nuestros antepasados. Y sus grandes zonas verdes te sumergen en el disfrute de la naturaleza.

Reserva en Los Molinos de Padul y

hospédate en un alojamiento con más de 100 años de historia.